All posts filed under: Disertaciones inútiles

Lo que he aprendido de mis ataques de pánico

comments 14
Disertaciones inútiles
Patxo Escobar sobre la ansiedad

Ya sé lo que va a suceder. Y, a pesar de las evidencias y de que ya lo he vivido, no puedo controlarlo. Todo empezó el 18 de diciembre de 2015, una tarde en la que morí, sin morir. En la clínica el médico me dijo que había sido víctima de un ataque de ansiedad (mi psiquiatra me dice que debería llamarlos por su nombre, ataque de pánico). Sentís que el mundo se apaga, que […]

La paz, Anto

Deja un comentario
Disertaciones inútiles

El pasado domingo 2 de octubre, fui uno de los 6.377.482 colombianos que marcaron el Sí en el tarjetón del Plebiscito por la paz. La jornada terminaría con la amargura de saber que el No había sido la opción que prefirieron los otros 6.431.376 de votantes (en total, acudimos a las urnas 13.066.047 de sufragantes).

Cali, la fortaleza

Deja un comentario
Cali / Disertaciones inútiles

Cerca está la piscina. Cali, otra vez; quizás más pronto de lo esperado. Cali y las viejitas en la piscina siguiendo las órdenes del instructor: “colóquense los tapones… ¿comieron banano? No quiero a ninguna con calambres hoy”. Cali y el sol; y mi hija que viene a lo lejos, dando pasitos, escapando del calor del piso, con su vestido de baño de Hello Kitty. También lleva tapones, como las viejitas.

Michael Bolton y golpes de cabeza

Deja un comentario
Disertaciones inútiles

Somos las canciones del pasado. Somos los recuerdos. Los cassettes que sonaron en los autos de los amigos, las primeras expediciones por la ciudad sintiéndonos adultos. No importaba si el viaje era corto, “Flaco, ¿me acompañás a comprar el pan?”. O si no tenía destino claro. “Flaco, mi viejo me prestó el carro, ¿damos una vuelta?”. O si el que manejaba te decía: “Flaco, vamos, pero me das para la gasolina” (y en esa época […]

The White Album / The Beatles

Deja un comentario
Álbumes inolvidables / Disertaciones inútiles / La Playlist

Sé que mi esposa y mi hija estaban al borde de la locura porque este fin de semana (largo), después de comprar una edición especial de ese fantástico disco doble llamado The Beatles (que muchos conocemos como ‘El Álbum Blanco’), grabado en 1968, las únicas canciones que sonaron en casa durante las siguientes 48 horas fueron las ahí grabadas. Gran pieza musical.